Estudiantes, conciencia de un Chile que tiene que cambiar.





Es legítimo que el pueblo pueda manifestar pacíficamente su discenso. El gobierno no lo permite y promete poner "orden". Hace tiempo que sabemos qué significa eso. Es represión al discenso. Los estudiantes manifiestan su discenso. Y lo que ellos están manifestando va más allá que la sola Educación. Están diciendo basta a un Chile que no es democrático. Basta a una clase política que ha seguido "legitimando" lo ilegítimo. Ciertamente esto se manifestará en próximas elecciones.


La educación es un Derecho Humano. No es una dádiva. El Estado debe velar porque los chilenos tengan una educación de calidad accesible a todos, especialmente a los que sufren pobreza, y no pueden pagar una educación. El Estado chileno no está cumpliendo con este derecho humano.

Con intransigencia ambigua del gobierno no se combate carencia de educación ni la pobreza. No se responde a estudiantes. Se les llama al diálogo, pero el diálogo es de posición unilateral por parte de Gobierno: no es diálogo. Mucho menos con amenazas de "orden" o represión. Y con un proyecto de ley Hinzpeter, que nos recuerda Doctrina de Seguridad Nacional. Pienso que hay una cultura del engaño y la mentira. Eso no tiene ningún límite. El sistema económico de los gobiernos últimos no han dado ni pueden dar una educación de calidad y gratuita.

La economía chilena conduce a una tremenda injusticia social. "Pecado Social" como dicen los Obispos de América Latina. Así, con ese sistema que privilegia a los privados, y que empobrece a millones de chilenos, se miente llamando a la unidad y al diálogo, para dar solución a problema de educación y para derrotar la pobreza.
El gobierno de ahora y los anteriores no cumplen con Declaración Universal de los Derechos Humanos en su artículo 26: 1. "Cada persona tiene el derecho de educación. La educación tiene que ser gratuita, por lo menos en los niveles elementales y fundamentales. La educación elemental tiene que ser obligatoria. Tiene que ser alcanzable para toda la educación técnica y profesional. 2. La educación tiene que orientarse al desarrollo completo de la personalidad humana y a reforzar el respeto por los derechos humanos y las libertades fundamentales. ..."

Y en Chile hace tiempo que nos estamos mintiendo.
"No mirar paja en ojo ajeno cuando uno no es capaz de sacarse la viga que tiene en su propio ojo". Existe una violencia institucionalizada. Hay que cambiar la Constitución, llamando a elegir democráticamente una Asamblea Constituyente, Plebiscito Soberano, Nueva Constitución, y comenzar de nuevo aunque sea de cero. No podemos seguir entrampados y administrando herencia de dictadura y de los gobiernos de la Concertación. La Constitución no es democrática y es causa principal de los males (herida lacerante) de Chile.



En Chile hay una mentira de democracia. Y "sólo la verdad nos hará libres". Chile tiene que recuperar su "alma nacional". Creo que movilización y demanda democrática de estudiantes es una conciencia para Chile, puede ser un buen preludio de un pueblo soberano demandando democracia, justicia y verdad. Los cristianos no podemos quedarnos en la vereda mirando pasar los acontecimientos.

En la reconstrucción del alma nacional, los cristianos tenemos mucho que hacer y no me refiero a la jerarquía, hace rato que dejaron de ser la voz de los sin voz, es tiempo de los cristianos de a pie. Es la hora de construir desde una mirada de misericordia, de amor, una nueva sociedad.






No hay comentarios: